Facebook CNT Pto.Real

domingo, 5 de mayo de 2013

JOSE MOLAS DURAN - FUSILADO EN LOS FOSOS DE MONTJUIC


José Molas Duran- fusilado en los fosos de montjuic

 El 4 de mayo de 1897 se fusilado en los fosos del castillo de Montjuïc de Barcelona (Cataluña) el anarquista José Alejo Joan Molas y Duran, conocido como El Burlón, por su afición a la broma. Había nacido el 5 de julio de 1861 en Igualada (Barcelona, ​​Cataluña). Sus padres se llamaban Aleix Molas Casanovas, agricultor, y Rosa Duran Balcells, y era el tercero de cinco hermanos. Hizo el servicio militar como cornetín de órdenes a la guarnición de Barcelona. De escasa instrucción, hacía de albañil en Igualada. Parece que se vio influenciado por el grupo editor (Frederic Carbonell Barral, Bonaventura Botines Codina, Lluís Llansana Sabaté, Pere Font Poch, Francisco Serret Constansó, José Carreras Llansana y Pedro Marbà Cullet) del semanario anarquista La Federación Igualadina (1883-1885). Después marchó a Barcelona, ​​donde trabajó de albañil en Gracia y se introdujo en los círculos libertarios, destacando como activista en la sociedad obrera de paletas. El 1 de enero de 1893 participó como orador, en representación de los albañiles, en el mitin de la plaza de toros de Barcelona, ​​junto con Manuel Ars Solanellas. Al día siguiente del 24 de septiembre de 1893, fecha del atentado contra el general Arsenio Martínez Campos en manos de Paulino Pallás Latorre convertido en la Gran Vía barcelonesa, fue detenido como destacado militante anarquista y permaneció encarcelado gubernativamente durante más de un año. Una vez libre, el 3 de julio de 1895 fue nuevamente detenido, pero por una cuestión de faldas y soltado poco después por falta de pruebas. El 8 de junio de 1896, al día siguiente del atentado contra la procesión del Corpus Christi en la calle de los Cambios Nuevos de Barcelona, ​​fue detenido, junto con muchos otros militantes, los inspectores de policía Daniel Freixa y Antoni Tresols. Su encarcelamiento en el castillo de Montjuïc fue completamente arbitrario, sin garantías procesales y, a partir del 6 de agosto, fue sometido a tortura, dirigida por la sección especial de la policía judicial barcelonesa encabezada por el primer teniente de la Guardia Civil Narciso Portas Ascanio. Escribió unas cartas sobre las torturas que sufrió y que fueron publicadas por la prensa anarquista internacional (Le Temps Nouveaux, Le Libertaire, Le Père Peinard, de París, y Despertar, de Nueva York). En el montaje policial se le acusó, a pesar de tener coartada con testigos, de ser coautor con cooperación directa del atentado, atribuido al principal acusado, Tomás Ascheri. Entre el 11 y el 15 de diciembre de 1896 tuvo lugar el consejo de guerra ordinario a puerta cerrada, donde hizo una exposición de las torturas infligidas, pero el 19 de diciembre de 1896 fue condenado a muerte junto con siete compañeros. El 28 de abril de 1897 la Sala de Justicia del Consejo Supremo de Guerra y Marina de Madrid, que debía revisar el caso y dictar la sentencia definitiva, condena a muerte a cinco de los procesados ​​(Juan Alsina Vicente, Tomás Ascheri Fossati, Lluís Mas García, José Moles Duran y Antoni Nogués Figueras). El 3 de mayo recibió la notificación sentencia, cantando el himno anarquista, y ese mismo día los condenados entraron en capilla. José Molas y Duran fue fusilado el 4 de mayo de 1897 en los fosos de la fortaleza militar del castillo de Montjuïc de Barcelona (Cataluña), gritando «¡Viva la Revolución Social!», Y su cuerpo sepultado en una fosa común del cementerio barcelonés del Sur Oeste.

No hay comentarios: